Facebook Twitter Google +1     Admin

La mujer en la poesía

20090701031238-mujer-sol.jpg

 

     ROPAJE

Es el mar mi ropaje: así desnuda

como una enorme ola a ti yo llego.

Mi ocasión las tormentas y los relámpagos,

y es la montura de mi amor el viento.

No retorno: ya voy pues son mis pasos

como a la hierba la pasión del fuego.

Soy la bestia de larga cabellera

que lame la otra lengua que es el beso.

En la forma de piedra me hallo a gusto

porque es así tan duro mi silencio

que no lo vencerá el dolor del mundo,

ni del odio la gota de veneno.

Es el mar mi ropaje: así  desnuda

como a una enorme ola a ti yo llego.

Brotaron en mis manos de agua sucia

las flores venenosas de estos versos.

       DELFINA ACOSTA

 

POEMA

¿Qué fue de ese poema

que no pude atrapar

el que pasó rengueando

frente a mí

con las alitas rotas?

 CLARIBEL ALEGRÍA

        Nicaragua

 

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                        

    ILUSIONANDO ALONDRAS

Busco horizontes

sobre pasos esfumados por el tiempo.

Cargo un inventario de recuerdos

y un sin fin de nostalgias

que libero.

Mientras ando esta fuga,

sólo huelo

los perfumes que esbozan las ausencias.

Hundida en esta senda

imagino una silueta.

en un fugaz parpadeo,

sobre mis pisadas

siembro claridad,

ilumino mis huellas...

ilusionando alondras.

  ALICIA BORGOGNO

 

        ESLABON DEL TIEMPO

 

                  “El hombre, que juega perpetuamente entre los dos planos 

                  de  la experiencia y la imaginación,...”

                                          Marcel Proust.                            

 

 

Estoy al límite de los símbolos

              por caer

 de un lado          o de otro

en el borde ávido de los días

en esa búsqueda insensata del tiempo.

 

Convivo con mi miedo de pájaro

amalgama de locura y raciocinio

                de presencias y ausencias

                de heridas y cicatrices.

 

                                       Intento...un vuelo evasor

                                       huidizo de la grisura cotidiana.

 

Sobre las ramas ocres un rastro nombra

los espacios del alba.

El rumor de las aves y las cosas

vuelven la voz desde otra dimensión

sobre la eternidad cóncava.

 

          Tras la monotonía emergen

                      resquicios aventureros

atentos para engarzar el eslabón

que me une

al modo sustancial

de la existencia.

    ANAHÍ DUZEVICH BEZOZ

          Cañada de Gómez

 

   POEMA

Llueven tormentos

en la inescrupulosa sed

de la muerte.

Un dolor se desmigaja

cuando todos duermen.

Nadie recorrerá los silencios

que me aturden por las noches.

Nadie sabrá de las sombras

que se han hecho añicos

en algún rincón de mi memoria.

¡Y tú...! ¡Soberbia desnudez

de la esperanza!

¡Tú! Que te agazapas

para envolver entre tus garras,

la vida endeble del que pierde.

¡Tú! Muerte sedienta

que vienes a abrevar

en mis sueños tardíos.

Deja ya de rondar entre poemas,

permíteme abrazar la vida...

ya te has llevado al poeta.

    ELSA FLORIT

 

                                                                 YO MUJER...

… que puedo consumar

el instante más sublime a tu lado

recorrer poro a poro tu piel adormecida

con el deseo ancestral de un pensamiento.

Yo que puedo salvar tu nombre del olvido

y naufragar distancias que no existen

 que me resisto a sentir que la muerte

está rondando los finales inciertos

y que  abdicaría mi reino en tu favor

para que te salves y entiendas el por qué de la existencia.

Yo que te encuentro en la tristeza insaciable

y me abstengo de la soledad para nombrarte

en el brillo de antiguos espejos.

Yo mujer- hembra- fémina- ama

que te libera de tus miedos

y reconoce la piel que oscila en el obraje de los cuerpos.

Yo que te descubro cada día

cancerbero implacable de mis sueños

me niego desde este instante a aquietar mis alas

en la salobridad de tus enigmas

y  levanto las banderas de la sangre

en señal  de independencia.

                                                                ROSA LÍA CUELLO

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

01/07/2009 03:12 deliteraturayalgomas Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: alicia borgogno

Como siempre...Gracias por publicar mi poema.
Bellísimas las poesías que acompañan.Felicitaciones a las autoras.
Un abrazo para vos y mis amigas poetas

Alicia

Fecha: 01/07/2009 15:19.


gravatar.comAutor: Betty Badaui

Gracias a ustedes Alicia, por permitirme, generosamente, publicar sus poemas; muy buenos todos
Betty

Fecha: 02/07/2009 01:55.


gravatar.comAutor: Amalia López

Delfina tiene fuerza y buen ritmo, las poetas de cañada son excelentes y muy unidas, a Claribel no la había leído y me agradó su frescura.
Les mando cariños a todas
Betty te envío un mail con un poema para que vos decidas
Amalí

Fecha: 02/07/2009 07:32.


gravatar.comAutor: Analía Pascaner

Mi querida Betty:
Felicitaciones por tu sitio web, un gusto leer el material seleccionado.
Gracias por compartir textos de buenos escritores.
Un abrazo y mi cariño
Analía

Fecha: 07/07/2009 22:49.


gravatar.comAutor: Jorge Luis Estrella

Excelentes poemas los de estas talentosas mujeres. Los he leído con interés y placer. También me gustó mucho el cuento de Delfina Acosta: "El gallo". Felicitaciones y abrazos.

Fecha: 10/07/2009 02:36.


gravatar.comAutor: Lily Chavez

Excelentes poetas. Excelentes todas pero quiero rescatar ese movilizador poema de Anahí. Me encantó. Un abrazo a todas.

Fecha: 19/07/2009 03:24.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris